¿Tienes sensibilidad en los dientes? Estos remedios caseros pueden ayudarte

La sensibilidad dental es, en definitiva, una pesadilla pues cuando hace calor no puedes tomar nada frío sin que el dolor de los dientes te paralice, y cuando hace frío tienes que huir de las bebidas y comidas calientes por lo mismo.

Sin embargo, además de acudir a tu dentista o de preferir pasta de dientes especial, existen algunos remedios caseros que podrían ayudarte a disminuir las molestias de los dientes sensibles:

La sensibilidad dental se podría tratar con algunos remedios caseros. Foto: PRImageFactory / Getty Images.

1 – Enjuagarte con sal. Se trata de un antiséptico natural que además podría ayudar a reducir la inflamación. Bastaría con mezclar de ½ a ¾ de cucharada de sal en un vaso de agua tibia. Después de disolver la sal se enjuaga la boca durante unos 30 segundos y se escupe el agua. Esto se puede repetir tres veces al día.

También te puede interesar: Sí, la piña te ayudaría a tener dientes más blancos, pero no es el único alimento que serviría

2 – Agua oxigenada, o peróxido de hidrógeno. También funcionaría como un antiséptico suave, además de desinfectante, por lo que si además tienes heridas en la boca, podría ayudar a prevenir que se infecten. Se usaría a modo de enjuague, usando el equivalente de dos tapitas de 3% de agua oxigenada en partes igual de agua tibia. La mezcla se revuelve en la boca durante uno 30 segundos y se escupe. Después, es importante enjuagar con un poco de agua para deshacerse de los residuos.

3 – Té verde. Hacer enjuagues bucales con su infusión ayudaría a fortalecer los dientes y a reducir la inflamación, reduciendo los síntomas de la sensibilidad dental.

4 – Enjuague con miel y agua tibia. Este ingrediente contiene agentes antibacterianos que ayudarían, entre otras cosas, a acelerar la sanación de heridas, reducir el dolor y la inflamación. Solo tienes que mezclar una cucharada de miel en agua tibia y hacer enjuagues bucales.

Enjuagarse la boca con agua con miel podría reducir las molestias de los dientes sensibles. Foto: zeljkosantrac / Getty Images.

5 – Bicarbonato de sodio. Diluir ¼ de cucharada en un vaso de agua y usarlo como enjuague tres veces al día podría ayudar a proteger los dientes contra el desgaste del esmalte que causa la sensibilidad dental, aliviando un poco sus molestias.

También te puede interesar: Qué pasa cuando te quemas la lengua (más allá de las molestias) y cómo remediarlo

6 – Cúrcuma. Uno de los compuestos de este ingrediente tendría efectos antiinflamatorios además de calmar el dolor para la salud oral. Para aprovecharlo habría que hacer una pasta con 1 cucharada de cúrcuma, ½ de sal y ½ de aceite de mostaza. Tras mezclarlos, se puede masajear en las encías o poner sobre el diente que causa dolor.

7 – Jengibre. Es otro analgésico natural que se usa para controlar varios tipos de dolencias. Además, tiene efectos antiinflamatorios y trabajaría directamente sobre los neurotransmisores responsables del dolor. Para aprovecharlo puedes hacer gárgaras tres veces al día con una infusión de jengibre.

8 – Extracto de vainilla. Esta planta también tiene propiedades antisépticas y calmaría el dolor y en algunos países es un remedio popular para tratar las molestias causado por la dentición de los bebés. Bastaría aplicar un poco del extracto sobre un algodón limpio para masajear o incluso dejar sobre la zona de dolor por un par de minutos.

También te puede interesar: ¿Pueden curarse la caries? La respuesta es sí, pero solo si lo haces a tiempo

Además de estos remedios, es recomendable evitar alimentos muy ácidos, que dañarían todavía más el esmalte, preferir un cepillo dental con cerdas suaves y utilizar un enjuague dental con flúor.

@travesabarros