Estos signos podrían indicar que tus dientes están envejeciendo

El paso del tiempo deja efectos en nosotros. Desde nuestra personalidad hasta nuestra fisionomía van cambiando y envejeciendo con los años, y los dientes no son la excepción.

Foto: Nomadsoul1/iStock

Nuestra boca va cambiando a medida que crecemos. ¿Cuáles son los signos de envejecimiento que podemos notar en los dientes y en nuestra salud bucal en general?

Pérdida de sensibilidad

Una de las señales que destaca la Asociación Dental Americana (ADA, por sus siglas en inglés), es que los nervios presentes en los dientes pueden volverse más pequeños, haciendo que sean menos sensibles a las caries u otros problemas.

En consecuencia, las afecciones no se diagnosticarían a tiempo, por lo que se recomienda visitar al dentista con regularidad y más, a medida que nos ponemos mayores.

Sonrisa ‘desteñida’

Esa sonrisa que una vez fue blanca y brillante, puede ir perdiendo color y resplandor con el paso de los años. Este cambio se debe, en parte, a la coloración amarillenta de la dentina en el interior del diente que puede verse a través del esmalte, especialmente a medida que se afina y agrieta con la edad, se indica desde la Universidad de Harvard.

También te puede interesar:  El té de kombucha no sería beneficioso para tu dentadura

El café, té, vino tinto y tabaco, son algunos de los responsables de la pérdida del color blanquecino en tus dientes. Y si bien el blanqueamiento que ofrecen las pastas dentales y los enjuagues puede ayudar a atenuar las manchas superficiales, desde Harvard avisan que el efecto es solo temporal.

Más caries

El esmalte dental tiende a desgastarse con el envejecimiento, lo que hace que los dientes se vuelvan más vulnerables a daños y, sobre todo, a caries. De hecho, las personas mayores de 65 años tendrían más caries que los niños en edad escolar, según la Universidad de Harvard. Sorprendente, ¿no?

Boca seca

Con la edad, producimos menos saliva, y esta producción puede disminuir incluso más con el consumo de algunos medicamentos, indica en los Merck Manuals, Rosalyn Sulyanto, odontóloga en el Hospital de Niños de Boston.

La disminución de la saliva provoca sequedad de boca (xerostomía). Asimismo, las encías podrían afinarse y empezar a retroceder. Todo esto, a su vez, aumentaría la probabilidad de caries.

También te puede interesar: Una buena higiene bucal te ayudaría a prevenir un ataque cardíaco, según un estudio

Para combatir la boca seca, desde la Universidad de Harvard, sugieren:

  • recurrir a la goma de mascar o a los dulces sin azúcar,
  • beber más agua,
  • reducir la ingesta de bebidas alcohólicas y con cafeína, pues resecan la boca,
  • dejar de fumar, porque entre los muchos efectos nocivos del tabaco, también reseca la boca y
  • cepillar los dientes y utilizar hilo dental, ya que se tiene mayor vulnerabilidad a las caries.

Recuerda que si tienes alguna duda, debes consultar con un odontólogo.